Celebraciones dominicales en ausencia del presbítero. Adviento Ciclo C

Publicado el 16/11/2018
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInPrint this page
Celebraciones dominicales en ausencia del presbítero. Adviento Ciclo C

Los cristianos, después de la venida del Espíritu Santo en Pentecostés, siempre y fielmente nos hemos reunido en el domingo para celebrar la muerte y resurrección de Jesús. En la asamblea dominical la Iglesia lee lo que en todas las Escrituras se refiere a Cristo y celebra la Eucaristía como memorial de la muerte y resurrección del Señor, hasta que él vuelva.

En nuestros días, en algunas parroquias no se puede celebrar la Santa Misa semanalmente por falta de sacerdotes. Por otro lado, por circunstancias sociales y económicas, algunas parroquias se han despoblado. Por ello a muchos presbíteros se les ha encomendado celebrar varias veces la Misa del domingo en varias iglesias distantes entre sí. Pero esta práctica no parece siempre oportuna, ni para las parroquias privadas de pastor propio, ni para los mismos sacerdotes.

Por esto, en algunas Diócesis, y en concreto en la de Oviedo, donde se dan las condiciones mencionadas, los obispos han considerado necesario establecer otras celebraciones dominicales, cuando falta el sacerdote, para que pueda tenerse, del mejor modo posible, la reunión dominical de los cristianos y así celebrar el día del Señor.

Con esta finalidad se ha compuesto este material. Pretende poner en manos de los ministros designados, un medio adecuado para poder celebrar la pascua semanal, en comunión con toda la Iglesia, escuchando la palabra de Dios y, si procede, recibiendo la Santa Comunión.

Celebraciones dominicales en ausencia del presbítero

Para mejorar el servicio, utilizamos cookies propias y de terceros. Si sigues navegando, entendemos que aceptas su uso según nuestra política de cookies.

Más información sobre cookies