“El curso que viene se presentará el mapa definitivo de las UP en la diócesis”

Publicado el 04/07/2019
Share on FacebookTweet about this on TwitterEmail this to someonePin on PinterestPrint this page
“El curso que viene se presentará el mapa definitivo de las UP en la diócesis”

Entrevista a Antonio Vázquez Escobar, Vicario de Pastoral

A comienzos del mes de junio tuvo lugar el tercer encuentro diocesano de programación en Covadonga, en el que participaron el Arzobispo de Oviedo, Mons. Jesús Sanz, con sus Vicarios, Arciprestes, y Delegados diocesanos para organizar los retos y las actividades de cara al curso que viene. Una iniciativa ya consolidada.
Efectivamente, está consolidado el encuentro y el mismo método de trabajo, y eso se nota mucho en la participación de todos. Es ya como una cita obligada y esperada en el calendario diocesano.

Este año se organizó de una manera diferente, y los grupos de trabajo se organizaron de una manera distinta. ¿Cómo resultó esta novedad?
La Comisión Preparatoria del encuentro vio oportuno que la Curia al menos una vez al año se reuniese una vez al año en su totalidad. Porque habitualmente se reúnen por comisiones, pero en estos momentos nos reunimos todas las Delegaciones para tratar temas de valoración general en los que era importante el diálogo. Por otro lado, los Arciprestes se organizaron por ámbito urbano y ámbito rural, ya que las Unidades Pastorales (UP) tienen distintos desarrollos. Fue muy positivo.

Antonio Vázquez, Vicario de Pastoral

Uno de los ámbitos que se estudiaron fue la Semana Diocesana de Formación (SDF) y cómo hacer llegar esta actividad tan importante del curso a más personas.
La SDF tiene su origen ya en la fusión de las Semanas de Catequesis y las formaciones que tenían de fin de semana de los profesores de Religión. En su momento la Delegación de Catequesis y Enseñanza optó por unirla, y esta Semana se fue abriendo a las distintas delegaciones. Actualmente están trabajando en la SDF unas siete Delegaciones. Veíamos muy importante que las demás Delegaciones se involucraran, si no aportando un curso, sí con el apoyo, la organización y la información a los agentes con los que trabajan. Fruto de este diálogo y de la revisión que se hizo en su momento en la SDF, se vio necesario que se ampliase esta formación, no solo a esta semana en el ámbito laboral de las tardes, sino que incluso se llevara a los arciprestazgos de fin de semana, pues así la gente que trabaja por las tardes podría acudir. Así, se valoró que teniendo como base el Instituto San Juan Pablo II, se desarrollaran en los distintos arciprestazgos tres iniciativas: un curso sobre “Doctrina Social de la Iglesia”; otro curso sobre “Ideología de género y la vida en todas sus fases”, y otro sobre “El duelo”, ya que la Iglesia es posiblemente el estamento que más respuesta tiene desde la fe ante el dolor, que es la fe de la esperanza, la presencia de Cristo y el acompañamiento de los hermanos; ante el duelo la iglesia tiene que dar una respuesta.

La Formación permanente para el Clero también se trató en profundidad, así como la revisión de los temas que podían plantearse el próximo curso.
La Formación permanente del Clero se vio importante, como el año pasado, y se valoró que los temas que se oferten tengan consonancia con el quehacer cotidiano de la Iglesia. Por eso, los temas que se tocarán estarán vinculados a las Unidades Pastorales, y se titularán: “Seguir creciendo en la Fraternidad”, el 14 de octubre; el segundo tema será “Animar el Compromiso laical”, que se impartirá el 17 de febrero y es muy importante si queremos llevar adelante las UP, y finalmente “Entender la Economía de Comunión”, el 20 de abril, que también está muy vinculado a las UP, ya que las parroquias fuertes han de ayudar a las débiles. Ahí incluiríamos el tema del Informe Foessa.
También hablamos del día de San Juan de Ávila, que para nosotros, los sacerdotes, tiene tanta importancia. Si el año pasado se había valorado en Covadonga que fuera un día más formativo y espiritual, este año próximo será más festivo, con la celebración de la eucaristía, un momento de formación y una comida fraterna en el Seminario.

Uno de los puntos fuertes del encuentro que ya se viene trabajando desde el primer año son las Unidades Pastorales ¿En qué situación se encuentran y cuáles son los objetivos para el curso que viene?
En Covadonga se reunieron todos los arciprestes –urbanos y rurales– para tratar temas que son importantes, como el tema de la Visita Pastoral. A continuación los arciprestes rurales se reunieron aparte, y llegaron a la conclusión de distintas acciones para el próximo curso, como son, por un lado, terminar de revisar el mapa definitivo de las UP. Un mapa que ya se presentó el año pasado, y que fue fruto del trabajo de los arciprestes con los sacerdotes en el arciprestazgo. Aquí quisiera reconocer la generosidad, la amplitud y la falta de condicionamientos personales a la hora de presentar ese mapa definitivo, lo cual es muy positivo y muy de valorar por parte del clero. Después de elaborar ese mapa, pasaríamos a decretarlo, cosa que haría el señor Arzobispo, presentando a lo largo de curso el Decreto de implantación de esas UP como el camino a seguir en la organización diocesana. También se valoró como acción significativa la elaboración de materiales sencillos para el pueblo de Dios: para que la gente sepa por dónde queremos trabajar, qué estamos haciendo y qué estamos pretendiendo. Distinguiendo destinatarios, sacerdotes o feligreses.Además, se vio importante terminar de constituir los consejos pastorales y económicos en todas las UP. Hemos pasado de tener tres consejos pastorales en tres arciprestazgos, a tener once, y ya están en camino de constitución los tres que faltan. También sería importante fortalecer los arciprestazgos desde el concepto de UP, porque el arciprestazgo es una UP ya de por sí, y además establecer un calendario común de acciones conjuntas para darles cuerpo.Estamos haciendo una especie de modelo de UP rural y otro modelo de UP urbana. El rural está más avanzado y pretendemos que a lo largo del curso pueda salir y la gente así tenga así como un modelo para seguir. Definiendo qué es, los organismos que son necesarios, cómo se puede trabajar a nivel de arciprestazgo, acciones significativas etc.
Paralelamente se reunieron los arciprestes de ámbito urbano (Avilés, Gijón y Oviedo), porque la dinámica de ambos es diferente. Se veía muy importante que ese modelo que se está preparando pudiera presentarse con calma en los arciprestazgos, y se dialogara con laicos, religiosos y sacerdotes, para que ellos pudieran dar las aportaciones y sugerencias que ven importantes. Y fruto de ese encuentro, que se realicen acciones conjuntas en el arciprestazgo para dar cuerpo al arciprestazgo urbano como UP.

Además, en este encuentro se presentó una Visita Pastoral de nuestro Arzobispo con una modalidad diferente a las de otras ocasiones.
Normalmente la visita pastoral del arzobispo es planteada para realizar en un arciprestazgo. Es una forma de que el Arzobispo se haga presente en un territorio y allí conozca las alegrías y las tristezas, las necesidades, los retos de las parroquias. Este año se valoró que sería bueno que visitara todas las Vicarías e incluso la Curia. Así, la visita se organizará, del 5 al 7 de octubre en la Vicaría de Oviedo-Centro. Del 26 al 28 de octubre en Avilés-Occidente-Costa. (Como hay tanta distancia se diferencia la costa del interior). Del 24 al 25 noviembre tendrá lugar la Visita en El Acebo. Del 18 al 20 enero, se efectuará en la Vicaría de Gijón-Oriente. Finalmente, el 11 de noviembre, será la visita a la Curia.
En estos encuentros habrá un momento de oración, de reflexión, en el que el Arzobispo nos marcará pistas de futuro, encuentro con consejos arciprestales, etc. Una reunión de familia para tratar los problemas que tienen que llevar adelante, teniendo como marco las UP.

La elaboración de la agenda diocesana para todo el curso, una herramienta que se va dando a conocer, también llevó un tiempo.
La agenda es algo que poco a poco va cogiendo cuerpo y que nos cuesta llevar adelante. Tener un marco de referencia es positivo pero la coordinación es compleja.
Ésta se ha distribuida a todos los Arciprestes y Delegados, y se puede consultar en la página web de la diócesis.
A día de hoy está actualizada y siempre se sabe que la referencia para aportar una nueva fecha es el Vicario de Pastoral con el fin, no de controlar, sino de evitar que en un mismo día haya tres o cuatro fechas y las personas se sientan divididas por no saber a dónde acudir.

Hablando de la agenda, el curso comenzará oficialmente en la diócesis el 14 de septiembre, con un acto importante en la Catedral.
Sí, la Semana de Formación –del 3 al 13 de septiembre– marca el comienzo, pero este día del 14 de septiembre se hará una entrega, una especie de misio, a todas las personas y agentes de pastoral que trabajan en la pastoral diocesana. Consistirá en una celebración en la Catedral y una charla de nuestro Arzobispo. Vamos a intentar organizarla con una comisión y con la participación de los Arciprestes para que animen.

Fue interesante, ya para terminar, el toque de atención que hizo el Arzobispo al finalizar el encuentro, para que desde la Curia y en general para todos los cristianos en Asturias, no nos olvidemos de la Nueva Evangelización y de la cercanía con los más alejados.
Nosotros estamos centrados en la Nueva Evangelización con un nuevo lenguaje y un nuevo ardor, pero quizá para los que estamos en casa. El Arzobispo nos invitó a llegar más a los alejados y aquellas personas que pican, muy de vez en cuando, a nuestro despacho parroquial para recibir por ejemplo un sacramento bien sea para ellos o para sus hijos, y cómo acercarnos también, no solo esperar a que ellos lleguen. Creo que es una llamada importante a estar alerta y llevar adelante esta Nueva Evangelización que tanto necesitamos.

 

 

 

 

 

Para mejorar el servicio, utilizamos cookies propias y de terceros. Si sigues navegando, entendemos que aceptas su uso según nuestra política de cookies.

Más información sobre cookies